En situaciones como esta

 

Espere desde el 18 de junio del 2010 para poder regresar a un concierto de Bohemia Suburbana y verlos en vivo de nuevo. No se si fue porque la última vez que los vi en ese concierto pequeño en Tikal Futura estaba demasiado roto, o porque Giovanni usaba jeans y no pantalón de cuero, o porque estaba Piolly, o simplemente porque me regalaron una playera que nunca usé pero les puedo asegurar que lo que vi el sábado pasado en Mundo E no fue el Bohemia Suburbana que conozco.

No fue el Bohemia Suburbana que en 1999 abarroto la plaza de toros como ningún grupo musical guatemalteco lo había hecho.

No fue el Bohemia Suburbana que en trailer para el Octubre Azul del 2000 paseó por la 6ta Avenida de la zona 1 regalando libertad en movimiento.

No fue el Bohemia Suburbana que llenó el Domo para la presentación del SUB.

No fue el Bohemia que en el 2002 con el Aquí, 10 años hizo un tour por lo principales bares de la ciudad en ese momento tocando a 2 metros de los entusiastas que escuchaban y saltaban junto a ellos.

No fue el Bohemia del Unplugged en la Ermita.

No fue el Bohemia Suburbana que salió a defender a el batequero de Jumbo en el Estadio del Ejercito.

No fue el Bohemia Suburbana que ya había tocado en Mundo E y tenia mejor sonido hace un par de años.

Y definitivamente no fue el Bohemia Suburbana que le abrió el concierto a Heroes del Silencio o que impresionó a medio mundo en Libertad de Expresión, ya!

Recuerdo muy bien la vibra, el sentimiento, incluso el ritmo que proyectaban y no lo sentí el sábado, de hecho vi a un Giovanni bien rasurado fingiendo y no me gusto. Luego me enteré que Piolly y que Rudy están trabajando en un proyecto en paralelo y por cuestiones personales decidieron no venir.

El tuit de Piolly lo dice todo:

“Respondiendo a la pregunta… No. Nunca me gusto tocar con mesas en frente… Me sentía tocando en un restaurante de hotel”

Y creo que tiene razón. Que es eso de VIP, Mesas, Diamante y cuanta pendejada se les ocurre para sectorizar, somos una juventud que lo que menos necesita es exclusiones. Ya no mas.

¿Recuerdan el hoyo del teatro al aire libre?

¿Recuerdan el concierto de Viernes Verde y de Bohemia por los 10 años de los VV?

¿Recuerdan a Giovanni exigiendo cambios?

Yo creía en eso.  A mi me cambió la forma de ver las cosas el 16 de octubre de 1999 escuchándo Planeta Hola.

Yo, al igual que muchos pertenecí a una generación de mediados y finales de los 90 que tenia mas dudas que aciertos. Mas imaginación que complicaciones y mas aspiraciones que muchos de los que conozco ahora. Aspiraciones mal infundadas ya que ahora veo hasta con envidia la determinación de ciertos jóvenes pero finalmente eramos parte de la generación post Nirvana que no entendía que diablos estaba pasando con la revolución del Internet, con las comunicaciones avanzadas, con el neo liberalismo y con el capitalismo salvaje que se vive ahora.

Yo en Bohemia Suburbana percibía esa “condensación de mierda” que la capital provocaba. Y que no me gustaba para nada.

Yo en todo ese tiempo ví, como mis amigos igual creían en eso, y en como me sentía bien participando del cambio.

No se si fue porque llevaban 2 conciertos “in a row”, no se si fue el pésimo sonido, no se si fue el jeans de cuero, no se si fue el ritmo lento, no fueron las pantallas, no fue el calor ni el frio, no fue porque a los incompetentes organizadores no se les ocurrió que una salida es necesaria ya que antes de terminar el concierto no se podía salir (¿en caso de una emergencia que hubiera pasado?) y tampoco fue la compañía ya que iba con amigos y con mi novia y con ellos siempre es simplemente genial pasar el tiempo. No fue el bajista invitado, ni Alex, ni Juan Carlos que se que hicieron lo mejor que pudieron.

En fin, una de dos cosas, o Bohemia ya no es el mismo o ya estamos creciendo chicos y la verdad ya quedo atrás todo aquello. No digo que este viejo ni nada por el estilo, puede que solo sea otra fase de mi vida.

Los que fueron conmigo creo que siempre recordarán la ida a comprar las cosas al Super. Preparar la comida en mi casa, ver videos, platicar, bailar, la manejada a el concierto (cosa genial y experimento interesante :P). La experiencia me encantó aunque Bohemia dejo mucho que desear.

Siento que lo tenia que decir en algún lugar.

“Han pasado varios años, tu has crecido, yo crecí” dirian los bohemios.

Lo que pasa en el minuto 1.58 del video a continuación quedo atrás y es una de las cosas que nunca olvidaré de mis experiencias en conciertos.